BERLIN, Alemania

Con los mexicanos Héctor Herrera y Jesús Manuel Corona en la cancha, los Dragones rescataron el empate 1-1 ante el Schalke 04, en el arranque de la Fase de Grupos de la Champions League.

Con una marcación dudosa del árbitro sobre una falta a Moussa Marega, Otavio le dio el primer punto de la competición al Porto en este edición de la Liga de Campeones.

Los portugueses mantuvieron la posesión de la pelota en los primeros minutos pero no lograron exhibir en el marcador su superioridad, pues ni con la opción de mecer las redes por la vía penal al 12′ en los pies de Alex Telles, se pudo abrir el marcador.

En los primeros 45 minutos, la opción más clara de los locales se dio con un cabezazo de Naldo, que pasó cerca del marco de Íker Casillas.

En el complemento, el Schalke aguantó en su cancha y a la contra encontró la gloria, luego de que Héctor Herrera abanicara el esférico en el área rival, situación que aprovechó Weston McKennie, quien encabezó el contragolpe que Embolo firmó por debajo de los pies de Casillas.

Porto no bajó los brazos, el “Tecatito” tuvo minutos y preocupó a la zaga rival, tanto que en una jugada cargada por su costado provocó un balonazo que le cayó a Marega, quien tras sentir un leve contexto cayó en el área, contacto marcado por el central y que a la postre significó el del empate.

En los minutos finales hubo emociones en los ambos lados de la cancha, pero más atropellamientos que acciones claras, por lo que no se pudo mover la pizarra.

Herrera jugó los 90 minutos mientras que Corona entró al 61′.

Ambos equipos tienen una unidad en el sector D, que completan Galatasaray y Lokomotiv.