Agencias /PEKIN, China

El gobierno de China planea poner en marcha el proyecto ‘Río Celestial’ con el que se pretende provocar lluvias usando nubes artificiales creadas en una granja especial.

Usando yoduro de plata, se crearían nubes cargadas con agua listas para ser lanzadas y crear lluvia artificial.

Desde hace muchos años, el gobierno de China ha buscado la forma en ‘controlar el clima’ pues consideran que esto les podría dar una ventaja sobre otros países, respecto a las afectaciones por el cambio climático.

El ‘Sky River’ (como se le conoce en inglés), abarcaría unos 1.6 kilómetros cuadrados, instalará en las montañas tibetanas cámaras de combustión que expulsarían este componente hacia el cielo para aumentar en 10 mil millones

China es un país que ha sufrido de las sequias siendo una de las más fuertes la del 2014.

Actualmente, 4.4 millones de hectáreas de tierras cultivables se ven afectadas por la sequía.